socioeco.org
Sitio de recursos de la economía social y solidaria
'

La construcción de mercados solidarios de base campesina y la garantía del derecho humano a la alimentación. La comunidad de Marruecos, en Pernambuco-Brasil

Tesis doctoral FACULTAD & HISTORIA Y GEOGRAFÍA DEPARTAMENTO DE HISTORIA MEDIEVAL, MODERNA Y CONTEMPÓRANEA Programa de Doctorado Pasado y Presente de los Derechos Humanos

Marcela Peixoto Batista, noviembre 2011

Para bajar : PDF (3,3 MiB)

Resumen :

El mercado como referente único que determina las relaciones sociales, tanto en su aspecto productivo (mercantilización de recursos, división social del trabajo y acumulación originaria de riquezas), como en los aspectos relacionados a la circulación y el consumo (movimientos especulativos, concentración de riquezas y consumismo), ha estado en la base de los procesos de desarrollo económico del último siglo y medio. La economía basada en el mercado autorregulado es un invento del capitalismo industrial, conforme veremos en este estudio. A partir de la obra de Polanyi, La Gran Transformación,1 nos acercaremos a los principios del comportamiento económico que, según el autor, estuvieron al frente de las diversas sociedades pre-capitalistas. Realizamos una aproximación a la desconstrucción que realiza el autor sobre el actuar del “homo economicus” como única faceta humana posible y el fin de la historia. A través de este trabajo se busca rescatar algunos principios que estuvieron y todavía están presentes en la organización económica de diferentes pueblos, para introducir la comprensión de la economía solidaria en el marco teórico de nuestro estudio. A partir de la noción de principios como redistribución, domesticidad, y especialmente, confrontando la reciprocidad al intercambio, pudimos ver qué es lo que diferencia la economía solidaria de la economía capitalista. Y es que actualmente los tres primeros (redistribución, domesticidad y reciprocidad) se han subsumido a la imposición casi absoluta del último (intercambio), sin embargo debemos reconocer que vivimos una época en la que otra vez pairan muchas dudas y preguntas sobre el “sistema político-económico2” capitalista como el único horizonte posible de organización de la actividad humana.

Fuentes :

Repositorio Gredos gredos.usal.es