socioeco.org
Website de recursos comum da economia social e solidária

Economía Social y Solidaria en la zona rural de China

Boletín Internacional de Desarrollo Local Sostenible #81

Yvon Poirier, Setembro 2011

Economía Social y Solidaria en la zona rural de China.

Mensaje del equipo editorial

Tenemos el placer de presentarles un documento sobre la economía social y solidaria en China. Se trata de un resumen del trabajo académico de una estudiante china en una universidad de los Estados Unidos. Como podrán observar, allí también las personas toman conciencia de la posibilidad de mejorar su suerte individual y colectiva a través de la cooperación y de la puesta en común de las energías y de los recursos. Todo esto a pesar de la ideología oficial en vigor desde 1979. Fue en ese momento en donde todo fue privatizado. Las comunas sufrieron una división y se transformaron en unidades individuales y las empresas funcionan según el sistema capitalista con accionistas. Sin embargo en la zona rural de China, algunas comunas no aceptaron este cambio y mantuvieron una orientación colectiva. Otras regresan hacia este enfoque. Estos pueblos son hoy en dia la referencia en las zonas rurales pobres de China. En algunos de ellos, los agricultores perciben un ingreso per cápita diez veces superior a la media nacional. Recientemente muchas cooperativas campesinas de comercialización fueron creadas lo que conlleva un mayor margen de negociación con los intermediarios. Estas cooperativas representan 13% del campesinado chino y los ingresos de estas familias son mas elevados que los ingresos de los campesinos no organizados en cooperativas. Algunos casos son aun mas sorprendentes puesto que las cooperativas se crearon contra la autorización de las autoridades locales. El gobierno central comienza a observar estos cambios de un buen ojo y decidió crear un fondo especial de apoyo a estos proyectes. Puesto que la pobreza rural origina el éxodo rural, uno de los argumentos mayores para apoyar estos proyectos es el de evitar el incremento del éxodo rural hacia los grandes centros urbanos.

Por lo que nos concierne, nos maravillarnos continuamente de la capacidad de iniciativa de las comunidades locales de todo el planeta. Cuando las personas toman conciencia que poniendo en común sus esfuerzos es posible mejorar su situación incluso su vida en general. Incluso en China, y a pesar del individualismo predominante, agricultores o pescadores, productores de café o de bananas deciden unir sus esfuerzos y mejorar su destino. Como ya lo hemos presentado a menudo en nuestro boletín, una vez que las personas logran trabajar juntas, se interesan luego a aspectos de sus vidas mas generales como la vivienda, la salud y la educación. Participan también al desarrollo sostenible de su futuro y del planeta, como lo preconizan las poblaciones indígenas de las Américas que tienen como lema que hay “que proyectar el desarrollo a lo largo de siete generaciones”.

No pretendemos presentar este modelo como un antídoto al “todo mercado capitalista”. Sin embargo , es evidente que se trata por un lado de resistir y por otro lado de construir enfoques solidarios y cooperativos que reemplazaran finalmente el modelo dominante, predador e insostenible.

El Equipo editorial

Judith Hitchman

Yvon Poirier

Martine Theveniaut

Economia Social y Solidaria en la zona rural de China

Entre 1949 y 1953 la China llevó a cabo la reforma agraria completa bajo el gobierno comunista. Las tierras fueron tomadas a los grandes latifundistas y distribuidas entre los campesinos. A partir de 1958, el gobierno organizó las comunas para que los campesinos pudieran llevar a cabo una producción agrícola a gran escala, con máquinas, marketing y fabricación de ciertos productos. En 1979 el nuevo gobierno decidió la privatización de las tierras de los campesinos y las fábricas de propiedad colectiva fueron vendidas a capitales privados.

El argumento que sostenía esta acción fue la falta de motivación individual de los campesinos de estas comunas. Este nuevo sistema se denominó “ sistema de responsabilidad familiar”. En la mayoría de los municipios, los campesinos fueron convencidos o forzados a aceptar este sistema. Sin embargo, algunos lo rechazaron y decidieron adherir al antiguo sistema. Muchos de los que adhirieron al nuevo sistema lo hicieron con mucha reticencia. Tractores y máquinas fueron destruidos puesto que ya no se los precisaban. De esta manera, muchos campesinos no podían ni siquiera comprarse un caballo o un buey para sus trabajos. Todo esto acarreó mucha pobreza y llevó a decenas de miles de personas a abandonar sus tierras hacia las grandes urbes industriales de China.

Sin embargo, hoy, ciertas comunas son el ejemplo de un éxito ineluctable.

  • Los 30 000 habitantes de Huaxi alcanzaron un ingreso anual total de 10 millares de yuan (cerca de 1,5 millares de dólares norteamericanos). Además de la actividad agrícola, poseen una metalúrgica, una empresa hortícola, una fábrica de tejido, entre otros. El volumen total de negocio en 2010 fue de 50 millares de yuans (8 millares de dólares norteamericanos). Estos fondos son destinados a ofrecer a los habitantes del pueblo servicios gratuitos de salud, de educación (hasta el doctorado), de vivienda, prestaciones de jubilación y hacer frente a otras necesidades de los habitantes.

  • El pueblo de Nanjie se encuentra en una provincia agrícola pobre de Henan. Los habitantes son colectivamente propietarios del “Grupo Nanjie”, compuesto por las 29 empresas dedicadas a la transformación de los alimentos, a la fabricación de tinta, a la elaboración de productos farmacéuticos, al artesanado, a los plásticos, a la imprenta, a la agricultura y a los servicios de viaje. Como a Huaxi, todos los servicios públicos esenciales, como la educación, la salud, la vivienda y la jubilación son ofrecidos gratuitamente por la comuna. La población cuenta con 3400 habitantes, sin embargo tiene 7260 empleados. Un hecho interesante…la remuneración de los empleos de la actividad agrícola es más importante que la remuneración de los empleos de las fábricas, ya que se los considera el trabajo agricola mas dificultoso. El ingreso de la unidad familiar es aproximativamente 10 veces elevado que el ingreso en otros pueblos de la región.

  • El pueblo de Xixiakou, un municipio en el Shandong presenta una población de 1300 habitantes. Este pueblo de pescadores acumuló mas de 6 millares de yuans de activos (2010) durante un período de 40 años a contar a partir de 1970. La mayor parte de los familias poseen un auto y el municipio construyó el mas grande zoológico de la provincia de Shandong.

  • Liuzhuang, un municipio en el Henan, con una población de 1700 habitantes, se encontraba en una situación de extrema pobreza durante la década del 80. En 2009, el ingreso de sus habitantes se eleva hasta 23 000 yuans por habitante, es decir 10 veces la media nacional.

Estos últimos años, hubo un incremento importante de empresas colectivas que utilizan el término « cooperativa » puesto que este vocablo es políticamente menos sensible que el término «comuna», que se asocia a la era maoísta.

Solamente en la provincia de Shanxi, hay mas de 24 000 cooperativas rurales (Han Yuhai, Université de Pékin, 2010). A partir de 2003, el gobierno central comenzó a tomar consciencia que las acciones a nivel de unidad familiar no era una respuesta a los problemas planteados y que la organización de las cooperativas rurales era una manera para los campesinos de salir de la pobreza y de evitar que los mismos sean expulsados de sus tierras a través de la vente de las parcelas o el alquiler forzado. El gobierno dispuso de fondos especiales para ayudar a las familias rurales a organizarse en cooperativas. En 2006, 13,8% de la población rural china estaba organizada en cooperativas rurales. Aun si muchas de las comunas son mucho mas modestas que las ejemplificadas en este articulo, el ingreso de sus miembros es de al menos de 20-30% mas elevado que el ingreso de los campesinos que no participan a ninguna cooperativa. El principio de las cooperativas es el mismo que el de las comunas : ahorro colectivo, inversiones mas importantes y distribución de beneficios. Por ejemplo, pueden comprar vehículos para transportar los productos en vez de depender totalmente de los intermediarios. Pueden de esta manera ser propietarios de manera colectiva y comprar bienes.

Las zonas rurales de China presentan importantes problemas de irrigación. Las familias individuales no pueden asegurar el mantenimiento del sistema. La gestión de la dotación de agua para cada parcela representa un gran problema. En algunas zonas rurales, como en la provincia de Jiangxi, los campesinos gestionan de manera colectiva el sistema de irrigación En la mayor parte de las regiones rurales de China, los sistemas de irrigación se encuentran en mal estado. Es por ello que le gobierno central prevé invertir 620 millares de dólares en los próximos años en los sistemas de irrigación, puesto que debe hacerse cargo de todo. Es por ello que la gestión y el mantenimiento colectivo de la irrigación es la única salida por un crecimiento sostenible de la producción agrícola a largo plazo(Li Changping) . Le diario el Cotidiano del Pueblo publicó artículos sobre estos temas, lo que demuestra el interés creciente de la China por estas alternativas.

Como lo expresa una estudiante china “las perspectivas de evolución de las cooperativas rurales dependerá de su desarrollo en el futuro. Sin embargo, es evidente que un sistema en donde todo el mundo se interesa solamente a su propio interés no puede maximizar el bienestar de los individuos”

Yvon Poirier

Informe sobre Nanjie en las novedades (en inglés)

BBC: news.bbc.co.uk/2/hi/8278128.stm

Fontes :

Boletín Internacional de Desarrollo Local Sostenible #81